Home | Bitácora del día | Toxina botulínica…dysport (r)

Toxina botulínica…dysport (r)

Muchos pacientes piensan que es para rellenar y agrandar los labios y pómulos y no es así: no guarda ninguna relación con productos de relleno como los controversiales biopolímeros o el aprobado y utilizado ácido hialurónico

La Toxina Botulínica es una toxina proteínica purificada –producida por la bacteria Clostridium Botulinum– que actúa bloqueando la transmisión del impulso nervioso a nivel de la placa neuromuscular. Con este bloqueo inhibe la salida de un neurotransmisor denominado acetilcolina produciendo así la paralización del músculo receptor de su aplicación de forma temporal.

Su uso más frecuente es para tratar las líneas de expresión que se forman cuando se contraen los músculos del rostro. Su efecto es impedir que se pueda realizar ciertos gestos marcados, que a lo largo de los años, han ido creando surcos en el rostro.

Muchos pacientes piensan que es para rellenar y agrandar los labios y pómulos y no es así: no guarda ninguna relación con productos de relleno como los controversiales biopolímeros o el aprobado y utilizado ácido hialurónico.

Fundamentalmente con la toxina botulínica es tratado el entrecejo, frente, patas de gallo (también para levantar la cola de la ceja) y las bunny lines (las líneas de la parte superior de la nariz cuando se realiza el gesto de oler mal).

A continuación algunos ejemplos de arrugas frontales y de arrugas periorbitarias o “patas de gallo”:

-Se aplica directamente en los músculos que son responsables de la formación de las líneas de expresión, causando un efecto de relajación temporal. Así, el rostro luce más descansado.

-Generalmente, los efectos iniciales son visibles a las 48 a 72 horas. Sin embargo, es a los 10 días cuando la toxina se distribuye completamente en el músculo lo que hace posible la paralización del mismo. El efecto dura de 6 a 8 meses, pero dependerá de factores como la edad, el sexo, la zona, la movilidad y el hábito tabáquico.

-Cuando desaparecen sus efectos, el producto se ha reabsorbido completamente. El paciente puede volver a repetirse el tratamiento en ese momento. Si decidiera no hacerlo no tendrá efecto rebote: todo lo contrario, su piel estará mejor que antes del tratamiento, porque ha dado tiempo a que se regenere durante esos 6 meses de relajación muscular.

-También se utiliza con mucho éxito para tratar la hiperhidrosis o gran sudoración a nivel axilar. En este caso, actúa como un inhibidor, bloqueando las señales químicas que transmiten los nervios que controlan la sudoración que se interrumpe porque las glándulas sudoríparas no pueden recibir las señales enviadas por los nervios. Se aplica a nivel local con múltiples inyecciones las cuales disminuirán de forma significativa los problemas de sudoración excesiva que ocasiona incomodidad.

Acerca de Ana Adames

Es Médico Cirujano de la Escuela Luis Razetti, Universidad Central de Venezuela. Hizo una especialización en Nutrición Clínica en la Universidad Simón Bolívar. Realizó pasantías Clínicas de Soporte Nutricional en el Hospital Universitario de Caracas, en el Hospital Domingo Luciani y en el Hospital Dr. José María Vargas. Trabajó, además, en el Hospital Clínico Universitario en la Unidad de Soporte Nutricional y Metabólico. Actualmente realiza su práctica profesional en un consultorio médico para control metabólico de paciente diabético, renal, obeso mórbido, embarazada de alto riesgo, desnutrición, trastornos de la conducta alimentaria y alteraciones congénitas del metabolismo.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA