Home | Agenda Médica | Testimonios de ex fumadores que le dijeron adiós al cigarrillo

Testimonios de ex fumadores que le dijeron adiós al cigarrillo

A propósito del Día Mundial Sin Tabaco, cuatro exfumadores señalan los motivos del cómo y por qué dejaron un hábito que cada año mata a casi 6 millones de personas, según cifras la Organización Mundial de la Salud

nofumarCiertamente resulta difícil para algunas personas dejar el tabaco; la falta de voluntad y el constante deseo, son dos factores que debilitan a aquellos que se han planteado dejarlo. Expresiones como: “Este es el último y ya” o “Mañana dejo de fumar” han ido acompañando desde siempre a quienes lo piensan pero no lo terminan de hacer, sin embargo se aplaude a quienes lo han logrado.

A continuación recopilamos cuatro testimonios de personas que lograron dejar el tabaco:

1.- Amanda, 30 años, Wisconsin (EEUU); fumó durante su embarazo y tuvo una bebé prematura.

Comencé con este vicio cuando estaba en quinto grado y a los 13 años ya lo hacía todos los días. Era tan fuerte mi adicción, que salía a la intemperie para fumar durante el día, incluso en los crudos inviernos de Wisconsin.

Mientras estaba en la universidad y recién comprometida para casarme —y todavía fumando un paquete a diario—, me enteré que estaba embarazada. Intenté dejar de fumar, pero lidiar con el trabajo y las clases era estresante. Pensaba que los cigarrillos ayudaban a manejar el estrés.

Luego entendí que fumar solo empeoraba las cosas. M bebé nació 2 meses prematura, lo cual es un riesgo de todas las mujeres embarazadas que fuman. Mi pequeña bebé pasó semanas en una incubadora del hospital. Sabía que fumar era malo… No pensé que tendría un bebé prematuro, no la pude tomar en brazos por mucho tiempo durante esas primeras semanas. Es un tiempo que nunca recuperaré. Fumar me lo arrebató”.

2.- Brandon, 31 años, Dakota del Norte (EEUU); se le diagnosticó la enfermedad de Buerger a los 18 años.

Empecé a fumar a mediados de la adolescencia y a los 18 años me diagnosticaron la enfermedad de Buerger; es un trastorno vinculado al consumo de tabaco que provoca el bloqueo de los vasos sanguíneos de las manos y los pies, y puede ocasionar infección o gangrena.

Nueve años después, luego de perder las dos piernas y varias yemas de los dedos por esta terrible enfermedad, dejé de fumar para siempre. Libre del cigarrillo desde hace 4 años, no he tenido más amputaciones, pero aún debo enfrentar las consecuencias de la doble amputación que se me practicó.

3.- Annette, 57 años, Nueva York (EEUU); se le diagnosticó cáncer de pulmón a los 52 años.

Probé el cigarrillo cuando era adolescente y fumaba en forma ocasional. Cuando cumplí los 20, ya era fumadora habitual.

A los 50 años, finalmente escuché el consejo de mi nieta y dejé de fumar de golpe, -después de haberlo hecho por más de 30 años-. Pero, para ese entonces ya tenía cáncer. A los 52 años, fui al médico porque tenía dificultad para respirar y me diagnosticaron un cáncer de pulmón tan avanzado que fue necesario extirpar un pulmón. Pocos años después, me diagnosticó cáncer bucal y nuevamente fue necesario operarme. Hoy, a los 57 años, vivo libre del cigarrillo y del cáncer.

4.- Jamason, 18 años, Kentucky (EEUU); a los 16 comenzó a tener ataques de asma provocados por el humo de segunda mano.

Tengo 18 años y me diagnosticaron asma cuando era bebé. Realmente nunca había entendido bien los peligros del humo de segunda mano hasta que me provocó un ataque de asma grave. Nunca fumé cigarrillos. Aún, cuando mis amigos trataban de convencerme de que fumara yo les respondía: “No es bueno fumar.”

El peor ataque que me ocurrió fue cuando tenía 16 años en un restaurante de comida rápida donde trabajaba. Estaba barriendo cerca de unos compañeros de trabajo que estaban fumando y comencé a tener problemas para respirar. Llamé a mi mamá desesperado para que me ayudara y ella me encontró en el trabajo prácticamente sin aire. Estuve hospitalizado 4 días.

SOBRE EL TABACO

El tabaco es un epidemia mundial que cada año mata casi a 6 millones de personas, de las cuales más de 600 mil no son fumadores y mueren por haber respirado humo pasivamente. Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), si no se actúa con rapidez para el 2030 las consecuencias serán aún más devastadoras, ya que se estima que a causa de este vicio pudieran morir más de 8 millones de personas a escala global.

Para este 31 de mayo -Día Mundial sin Tabaco 2015-, la campaña de salud pública de la OMS es: Alto al comercio ilícito de productos de tabaco.

El fin, es destacar los riesgos para la salud asociados al consumo de tabaco y promover la aplicación de políticas públicas eficaces para reducir ese consumo. El mensaje que desean brindar es que exhortan a los países a que colaboren para poner fin al comercio ilícito de productos de tabaco.

En muchos aspectos, el comercio ilícito de productos de tabaco es un importante motivo de inquietud a escala mundial, en particular en lo que se refiere a la salud, el derecho y la economía, la gobernanza y la corrupción.

BITÁCORA MÉDICA – Con información Centros para el control y la prevención de enfermedadesOMS

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA