Home | Áreas de salud | Tendencias tecnológicas: simulación en la formación odontológica

Tendencias tecnológicas: simulación en la formación odontológica

La formación del odontólogo depende del modelo pedagógico asumido por la institución. Este modelo condiciona la incorporación de simulación dentro del proceso aprendizaje, la cual puede ser visualizada en prácticas previas a la inserción del estudiante en actividades clínicas, que generalmente se realizan dentro de laboratorios acondicionados con este propósito.

Las tendencias tecnológicas pueden definirse, como los estados de propensión o inclinación probables en la evolución de una tecnología a lo largo del tiempo, lo que permite obtener información acerca de las innovaciones, la disponibilidad de las tecnologías útiles y adquiribles para la organización, así como diferenciar patrones de comportamiento en diversos sectores.

La gestión de la tecnología, mediante las actividades de vigilancia tecnológica que incluyen la determinación de tendencias tecnológicas, es práctica común en las empresas, pero no en las universidades. Estas instituciones se han centrado en la transferencia de conocimientos, la publicación de investigaciones y las asesorías de profesores universitarios al sector privado.

Sin embargo, las universidades latinoamericanas ciertamente van replanteado su rol en la sociedad, probablemente como resultado de la reducción en los presupuestos públicos destinados a ellas, por lo que se han visto en la necesidad de acercase tanto al sector público como a las empresas privadas, permitiendo su incorporación paulatina al proceso de producción de bienes y servicios, a través de la ciencia.

Para estudios que pretenden la determinación de las tendencias tecnológicas se requiere de los elementos gnoseológicos de la cienciometría, la cual puede ser definida como la aplicación de técnicas bibliométricas a las ciencias físicas, naturales y sociales.

El análisis de los datos obtenidos, ofrece información sobre la orientación y la dinámica científica de un país, así como sobre su participación en la ciencia y la tecnología mundial. La observación del comportamiento de los convenios de cooperación permiten identificar las redes científicas y revelar los lazos entre los países, instituciones e investigadores, de igual manera posibilitan conocer el impacto de los principales programas y organizaciones científicas en la sociedad.

A partir de la transformación de los datos obtenidos por medio de la cienciometría, se construyen indicadores, los cuales pueden agruparse, según Hidalgo y col. en tres ámbitos específicos que muestran respectivamente, el tamaño y las características de la producción científica (indicadores de actividad científica), el impacto de las publicaciones medido a través de las citas que reciben (indicadores de impacto) y los aspectos estructurales de la ciencia (indicadores relacionales). A estos indicadores Escorsa y Valls le añaden un cuarto tipo de indicadores llamados indicadores de calidad.

De forma general, los indicadores permiten realizar la medición de un conjunto de actividades como: a. El crecimiento de cualquier campo de la ciencia en función de la variación cronológica del número de trabajos publicados; b. La evaluación cronológica de la producción científica en función del año de publicación de los documentos; c. La productividad de los autores, obtenida por el número de trabajos publicados; d. La colaboración entre científicos o instituciones, medida por el número de autores por trabajo o centro de investigación que participan; e. El impacto de las publicaciones dentro de la comunidad científica internacional, proporcionado por el número de citaciones que estos reciben en trabajos anteriores; f. El análisis y evaluación de las fuentes difusoras de los trabajos, mediante indicadores de impacto de las fuentes y e. Las trayectorias o tendencias tecnológicas seguidas por empresas o países en un periodo determinado de tiempo, de acuerdo con las patentes depositadas.

Ahora bien, la enseñanza objetiva y sistemática de las habilidades psicomotoras y cognitivas propias de las profesiones de las ciencias de la salud, entre ellas la Odontología, puede ser realizada con el auxilio de herramientas tecnológicas como la simulación, definida como la representación artificial de procesos reales, con la suficiente fidelidad para alcanzar una meta en particular, sea ésta el entrenamiento del individuo o la evaluación de sus habilidades.

La formación del odontólogo depende del modelo pedagógico asumido por la institución. Este modelo condiciona la incorporación de simulación dentro del proceso aprendizaje, la cual puede ser visualizada en prácticas previas a la inserción del estudiante en actividades clínicas, que generalmente se realizan dentro de laboratorios acondicionados con este propósito.

La forma más básica de simulación odontológica es el diente artificial, el mismo puede ser insertados en un tipodonto, el cual es una representación de un maxilar, en conjunto con su proceso alveolar. Modelos de mayor complejidad consisten en una cabeza artificial o maniquí, donde se insertan los maxilares artificiales provistos de dientes artificiales o naturales. El maniquí puede acoplarse mediante un torso artificial a un sillón odontológico, conformando un sistema, de manera que la práctica de los procedimientos odontológicos es más realista. Este tipo de simulación tradicional (ST) contrasta con la simulación por computador (SC), ejemplos de esta última son los software tutoriales o de simulación de casos clínicos, laboratorios de simulación contecnología de computación y más recientemente la realidad virtual.

La simulación viene siendo utilizada como una estrategia instruccional en el proceso de formación del futuro odontólogo, de tal manera que es importante indagar acerca de la tecnología en simulación empleada en las Facultades de Odontología venezolanas y si las presentes son equivalentes con las aplicadas a nivel internacional, esta información es indispensable para el análisis de las brechas existentes y reconocer el grado de madurez tecnológica que en esta área se tiene en Venezuela.

_____________

[Autores] Ortega, Ana Isabel (Doctora en Odontología. Profesor Asociado  de la Facultad de Odontología de la Universidad del Zulia); Casanova, Ilya I. (Magíster Scientiarum en Educación. Profesor Asociado de la  Facultad de Odontología de la Universidad del Zulia); Pertuz B., Rafael A. (Magíster Scientiarum en Gerencia Educativa. Cursante del Programa de Doctorado en Ciencias de la Educación del Decanato de Investigación y Postgrado de la Universidad Dr. Rafael Belloso Chacín); Cárdenas G., Eliana M. (Odontóloga. División de Estudios para Graduados. Cursante del Programa de Docencia Clínica en Odontología. Facultad de Odontología de la Universidad del Zulia).

Fragmentos extraídos de la revista  Ciencia Odontológica de la Universidad del Zulia. Texto original y referencias bibliográficas: http://redalyc.uaemex.mx/src/inicio/ArtPdfRed.jsp?iCve=205219754003

_______________

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA