Home | Especialidades médicas | Enfermedad neumocócica: vacuna, impacto y prevención

Enfermedad neumocócica: vacuna, impacto y prevención

Investigadores señalaron -después de un estudio- que la enfermedad neumocócica podría estar trasladándose a los adultos. Recomiendan supervisión y vigilancia para prevenirla

Nuevos estudios sugieren que la principal carga de la enfermedad neumocócica mortal en América Latina podría estar desplazándose hacia los adultos a medida que los países inmunizan exitosamente a los bebés con nuevas vacunas.

Los expertos que participaron en el trabajo pidieron mayor supervisión de la enfermedad y más vigilancia para comprender la plena magnitud de la enfermedad neumocócica en Latinoamérica, incluyendo su impacto económico, y definir estrategias eficaces para prevenirla.

Esta investigación fue coordinada por el Sabin Vaccine Institute en Estados Unidos en asociación con la Organización Panamericana de la Salud (OPS), el Centro Internacional de Acceso a Vacunas (IVAC) de la Universidad Johns Hopkins y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC).

Los resultados del estudio se presentaron como parte de un simposio de dos días donde se congregaron científicos y líderes sanitarios para examinar la situación neumocócica en la región latinoamericana y debatir los retos y oportunidades de vacunar a niños mayores y adultos.

Fernando De la Hoz, miembro de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional de Colombia y autor del estudio, señaló que  las investigaciones recientes  disponibles en el contexto latinoamericano y caribeño indican que el costo de la enfermedad es una carga económica importante y significativa, sugiriendo que un mayor uso de las vacunas antineumocócicas podría ser costo-eficiente en los adultos.

El especialista agregó que es necesaria una mayor investigación para que los funcionarios sanitarios conozcan a fondo el posible impacto de vacunar a las poblaciones de edad avanzada en Latinoamérica y el Caribe. “Sabemos ahora que la vacuna está salvando las vidas de miles de nuestros ciudadanos más jóvenes en la región”, dijo De la Hoz.

La enfermedad neumocócica, que causa la neumonía, infección de la sangre, inflamación del cerebro e infecciones del oído, mata a medio millón de niños en el mundo todos los años, o un niño cada minuto. Gracias a nuevas y mejores vacunas, la enfermedad neumocócica está descendiendo dramáticamente entre los niños.

Sin embargo, los adultos y las personas de la tercera edad en toda América Latina, que también llegan a ser víctimas de esta enfermedad de efecto rápido, no se están vacunando, y se sabe relativamente poco sobre el número de muertes relacionadas con la enfermedad neumocócica en estos grupos de edad.

Reconociendo el peligro inherente de ciertas clases de la enfermedad neumocócica, los investigadores encontraron que las tasas de letalidad pueden ser tan elevadas como 35% en los estudios de Argentina, Brasil, Chile y Uruguay. Para la meningitis neumocócica, los estudios en siete países mostraron que el porcentaje de personas que murieron tras infectarse fluctuaba entre 9 y 58%.

Carlos Domingues, del Ministerio de Salud de Brasil, indicó que a medida que las personas continúan viviendo más tiempo, un número mayor de ellas correrá riesgo de contraer esta enfermedad. Los datos revisados durante este estudio sugieren que la enfermedad neumocócica es un serio problema entre los adultos, causando enfermedad y muerte por neumonía, septicemia y meningitis.

Más vigilancia

Lucia Helena de Oliveira, asesora regional del Proyecto de Inmunización Integral de la Familia de la OPS explicó que  uno de los principales resultados del estudio es que hay insuficiencia de supervisión y vigilancia.

Oliveira destacó que cuantificar la carga de la enfermedad para las personas de 5 años de edad y mayores en la región latinoamericana y caribeña es importante porque las vacunas neumocócicas conjugadas (VNC) están formando parte cada vez más de los programas rutinarios de vacunación infantil y se espera que disminuyan grandemente la carga de la enfermedad neumocócica en niños jóvenes.

En este sentido, la prevención de la enfermedad neumocócica entre otros grupos de alto riesgo tales como las personas de la tercera edad o las personas inmunodeprimidas cada vez será más importante.

Ciro de Quadros, vicepresidente ejecutivo del Sabin Vaccine Institute, señaló que mucha determinación y colaboración entre la comunidad internacional de la salud ayudó a hacer posible las reducciones globales en la enfermedad neumocócica pediátrica. Es el tiempo de la transición de este éxito para buscar soluciones que prevengan las infecciones neumocócicas en niños mayores y adultos, especialmente los que tienen más de 65 años.

Bitácora Médica

[Fuente: Intramed]

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA