Home | Bitácora del día | Ozono para el tratamiento sin cirugía de las hernias discales

Ozono para el tratamiento sin cirugía de las hernias discales

La inyección de ozono intradiscal como tratamiento de la hernia del disco vertebral, viene utilizándose desde el año 1996. Se trata de un procedimiento de mínima invasión

Desde que decidí en el año 1997 entrar en el  extraordinario campo de la Neurocirugía, y ahora con un poco más de 10 años como neurocirujano, he visto numerosas técnicas y procederes médicos para el tratamiento del dolor y algunas devastaciones neurológicas que traen las hernias discales.  Por ejemplo, he visto secuelas terribles en algunos pacientes producto de  intervenciones quirúrgicas convencionales, sin llegar a menospreciar este tipo de técnicas.

Desde mi formación, escuchaba y leía, el uso del ozono para este tipo de afección y, les confieso, no le daba ningún tipo de crédito porque pensaba que era algo trivial. No fue sino hasta hace dos años aproximadamente cuando redescubrí el ozono, pero fue en este último tiempo que lo estudié con detenimiento al ver los resultados positivos que reportaban numerosas autoridades médicas alrededor del mundo.

Luego de estudiarlo formalmente, les puedo decir hoy que no hay peor ciego que el que no quiere ver: es sorprendente ver la forma como -casi sobrenaturalmente- mis pacientes mejoran tanto desde el punto de vista clínico como imageneologico.

El envejecimiento provoca una disminución de las glicoproteínas del núcleo del disco vertebral, que produce, como consecuencia, desecación (deshidratación). El disco sufre un proceso de degeneración mucoidea y crecimiento interno del tejido fibroso, disminución de la altura del espacio intervertebral y mayor sensibilidad a los traumatismos.

El aumento de la presión ejercida sobre el núcleo por las cargas mecánicas lleva a producir desgastes en el anulo fibroso y, finalmente, hernia del núcleo.

La inyección de ozono intradiscal como tratamiento de la hernia del disco vertebral, viene utilizándose desde el año 1996. Se trata de un procedimiento de mínima invasión el cual se realiza de  forma percutánea, es decir, a través de la piel hasta llegar al disco herniado o dañado mediante la introducción de una aguja muy fina de un calibre de 0.5  mm diámetro externo.  Todo esto mediante un control radiológico en tiempo real, a través de un abordaje posterolateral para poder llegar al centro del disco dañado.

Las investigaciones apuntan a que existe un triple mecanismo de acción de ozono en la patología disco-radicular, la inyección del ozono intradiscal produce una degradación de los polisacáridos del núcleo pulposo, lo cual disminuye el volumen del disco herniado. El ozono produce importantes reacciones antioxidantes y bioquímicas que consiguen la deshidratación del núcleo pulposo herniado, y provoca un fuerte estimulo de la circulación sanguínea en la raíz nerviosa. Los invito a conocer más esta novedosa técnica, en mi blog: www.ozonoterapiadrluisvelasquez.blogspot.com

Acerca de Dr. Luis Velásquez

Médico Cirujano, egresado de la Universidad de Carabobo (UC) en 1993. Neurocirujano, egresado del Servicio Autónomo Hospital Central de Maracay en 2002. Diplomados de Formación Docente Universitaria y Salud Ocupacional. Ozonoterapista con aval del Departamento de Medicina Regenerativa y de la Sociedad Venezolana de Ozonoterapia. Médico Terapista en Quelación. Coordinador de Neurocirugía, en el Centro Médico Social CANAOBRE.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA