Home | Áreas de salud | Niños: Las víctimas más jóvenes del divorcio

Niños: Las víctimas más jóvenes del divorcio

El divorcio rara vez es una experiencia agradable, ya que mezcla muchas emociones y trata asuntos financieros y legales que a menudo están contaminados por la hostilidad y el arrepentimiento. Los niños se vuelven una complicación adicional a este proceso de divorcio pues hay que arreglar todo lo relacionado a la custodia y las visitas del padre o de la madre a los hijos.

 En un proceso de divorcio, los jóvenes se convierten en críticos y participantes activos de la separación. Para empeorar las cosas, los niños se enfrentan a esta situación durante sus años de desarrollo más importantes. Es por ello que hemos desarrollado una serie de consejos para ayudar a los padres a navegar las aguas turbulentas del divorcio con un enfoque de bienestar para sus hijos.

 Los niños no deben ser expuestos a todos los detalles  de su divorcio. Sin embargo, ellos son muy perceptivos y aislarlos del proceso puede llevarlos a sentimientos de confusión. Con la falta de explicación, a menudo tienden a culparse del divorcio. Tómese  su tiempo para articular cuidadosamente las razones del divorcio sin ser hostil y no de información innecesaria; es decir, datos que los puedan conducir o hacerlos guardar resentimiento. También mantenga  a los niños informados con las noticias del día acerca del divorcio y de cómo podrían afectar su estilo de vida. Si es posible, algunas de estas conversaciones deben incluir a los dos padres.

 Sabemos que los modelos a seguir, especialmente los padres, desempeñan un papel importante en la autoestima de los niños y el desarrollo de su carácter. Recuerda que tus hijos están aprendiendo. Trata de enviar mensajes positivos a tus hijos y enséñales lecciones valiosas sobre la vida al actuar de manera responsable, incluso en tiempos difíciles.

 A los niños les gusta sentirse importantes. Si bien no hay consejos que los conviertan en parte de tu equipo legal, es fundamental hacerles sentir parte de las transiciones que se producen después del divorcio. Si la el divorcio significa la reubicación o el cambio de estilo de vida,  haz que los niños se encarguen de una parte de las tareas relacionadas.

Tal vez el divorcio signifique un cambio en el costo de vida. Si tienes niños pequeños dales la responsabilidad de cortar cupones para ayudar a reducir los comestibles. Llévalos contigo cuando busques en las zonas de reubicación potencial. Recuerda que ellos tienen muchos en juego en los cambios que están ocurriendo y quieren sentirse como una prioridad.

Fuente: www.articuloz.com, junio 2011

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA