Home | Banners | Banner Tecnología Médica | Llegó la nueva generación del robot Da Vinci

Llegó la nueva generación del robot Da Vinci

Robot

La nueva generación del robot Da Vinci, la Xi, ofrece varias ventajas sobre anteriores versiones del equipo. Su visión de altísima definición –casi como si el médico estuviera sumergido en el órgano que está interviniendo–, mejor dominio de los brazos que operan, mayor facilidad de movimiento del paciente, es menos invasiva, el riesgo de sangrado es menor, acorta el tiempo de cirugía en menos de una hora y es capaz de hacer mayor diversidad de cirugías, ya no sólo de próstata o ginecológicas sino incluso de cabeza y cuello.

Se trata de una tecnología de avanzada registrada como Intuitive, que está disponible en pocos países.  En Venezuela está, en el Hospital de Clínicas Caracas, en San Bernardino.

Después de dos años y medio de gestiones para adquirirlo,  Clínicas Caracas estrenó el Da Vinci Xi esta semana, con 2 cirugías oncológicas de extirpación de próstata, realizada por un equipo liderado por el urólogo y cirujano Ariel Kaufman.

El sistema Da Vinci Xi está compuesto por 3 módulos: el panel de control que maneja el cirujano líder con una visión casi perfecta del órgano a operar; el módulo del paciente, que cuenta con un monitor computarizado que recrea el cuerpo y la posición del láser y de los brazos y que se puede mover con apenas 4 botones y el módulo que contiene 2 monitores y los 4 brazos, que maneja otro cirujano acoplado con el médico líder.

En un principio, el nuevo robot Da Vinci será utilizado en cirugías de próstata, ginecológicas y general de órganos en el abdomen, incluidas las de tipo bariátrico. Para manejarlo se prevé entrenar y certificar entre 18 y 20 médicos por especialidad. Ellos deben efectuar observación, práctica y operaciones tanto en Venezuela como en Estados Unidos.

“Cualquier médico que se certifique para el Da Vinci Xi podrá venir a Clínicas Caracas a operar a su paciente”, explica Kaufman. Es el caso del urólogo Wilfredo Watson, de la clínica Unare de Puerto Ordaz, quien se encontraba en  quirófano observando la intervención como parte de su entrenamiento para el Da Vinci Xi.

“El nuevo equipo permite realizar operaciones mucho más complejas que con la laparoscopia tradicional no se podían realizar. Y, la verdad, es que el médico que prueba la cirugía robótica no quiere regresar a la laparoscópica, por las muchas ventajas que ofrece”, concluyó Kaufman.

Fuente: El universal

 

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA