Home | Especialidades médicas | Otros | Cirugía | El mirador de la hipertención arterial.

El mirador de la hipertención arterial.

La Hipertensión arterial secundaria: La oftalmoscopia directa es un procedimiento sencillo que permite dividir las dos formas de hipertensión arterial: crónica y acelerada maligna. Mostramos ejemplos de retinopatía hipertensiva acelerada-maligna caracterizada por edema de la retina, discreto edema del disco óptico, manchas algodonosas -depósitos de material axoplásmico-, hemorragias superficiales ¨en astilla¨ o ¨llama de vela¨. En las fotos inferiores puede apreciarse a la izquierda imagen en abanico macular constituido por exudados duros o céreos -lipoproteínas- (flecha roja); a la derecha, en la fase de ¨defervescencia¨, se notan incontables exudados duros que marcan su desaparición.

Preocupa y enerva la criminal ausencia de medicación antihipertensiva en el país -entre otras- y el posible advenimiento de esta forma de retinopatía severa que implica severo daño orgánico a todo los blancos del proceso hipertensivo que había casi desaparecido con el tratamiento, aún insuficiente…

Por ello, se impone volver a los viejos procedimientos semiológicos como la oftalmoscopia directa, habilidad ahora no enseñada por los instructores de semiología quienes confían sus diagnósticos en instrumentos más costosos y no siempre al alcance de paciente pobre; diagnósticos que bien pueden hacerse por métodos más sencillos y económicos.

Si ustedes reparan en la gráfica del NEJM modificada al español y ojean los órganos blancos, se percatarán que ninguno de ellos puede ser evaluado objetivamente y con certitud con una simple mirada, económica y reveladora, a la cabecera del enfermo… ¿Será que vale la pena aprender algo de retinopatía hipertensiva y poner en práctica la exploración oftalmoscópica…?

Fuente: Rafael Muci-Mendoza.

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA