Cáncer neuroendocrino

Puede ser asintomático o tener manifestaciones similares a otras patologías

cáncer neuroendocrino 620x340Un tipo poco frecuente de cáncer es el que se origina en las células que integran el sistema neuroendocrino. Debido a que la mayoría de los casos se detecta en estados avanzados y ante la poca información sobre este trastorno, cada 10 de noviembre se realiza una campaña mundial de concientización denominada Día Mundial del Cáncer Neuroendocrino.

La iniciativa surgió en 2010, bajo la coordinación y el impulso de los integrantes de la Alianza Internacional de Cáncer Neuroendocrino (INCA por sus siglas en inglés). De acuerdo con un informe publicado en 2014 por esta asociación, 5 de cada 100.000 personas son diagnosticadas al año con tumores neuroendocrinos, de las que 3 a 4 de ellas se encuentra con el cáncer en fase avanzada.

El oncólogo Juan Manuel O’Connor, expresó que dadas las características del trastorno, habitualmente hay un retraso importante en diagnosticar la patología, debido a que en muchos casos se presenta con síntomas inespecíficos. “Estos tumores pueden ser de tipo indolentes (no causa dolor) en el tiempo, a veces las personas pasan muchos años con algunos síntomas, como dolor abdominal o diarreas, que están asociados a los tumores, pero pasan desapercibidos o reinterpretados en el marco de otros cuadros clínicos u otros diagnósticos”, acotó el especialista.

El galeno señaló que la patología en general es más frecuente entre los 50 y 70 años edad, pero dependiendo de la localización se puede presentar en personas más jóvenes; por ejemplo, tumores en el apéndice o a nivel del tubo digestivo, que se detectan en muchos casos por endoscopias.

Activadores hormonales            

El sistema neuroendocrino está integrado por los nervios, así como los órganos y tejidos que secretan hormonas al torrente sanguíneo para regular múltiples funciones del cuerpo, entre ellas la digestión. Por este sistema viajan unas células especiales que ejecutan la orden del sistema nervioso, generando reacciones químicas que son guía o estímulo para la acción secretora o inhibidora de otras células, tejidos u órganos.

Como sucede con todas las células del cuerpo, las neuroendocrinas crecen, mueren y son reemplazadas por otras. Cuando este ciclo se altera ocurre la formación del tumor.  Detalló el doctor  O’Connor que la característica del cáncer neuroendocrino es que no tiene una localización fija, puede presentarse en glándulas endocrinas, en cualquier parte del tubo digestivo y hasta en los pulmones. “Los tumores más frecuentes de este tipo se alojan en órganos del tracto gastrointestinal, seguidos en ocurrencia por los pancreáticos y los broncopulmonares”, añadió.

El especialista en oncología refirió que los tumores neuroendocrinos pueden ser benignos e indolentes durante mucho tiempo, o ser muy agresivos en su comportamiento con un pronóstico desfavorable. “Se ha visto un aumento de la incidencia en los últimos años, pero asociada a una menor mortalidad, esto quiere decir que se está detectando de manera más temprana y eventualmente parece tener un impacto en la reducción de los fallecidos”, mencionó.

Es curable

O’Connor sostuvo que el cáncer neuroendocrino es curable si se detecta en etapas tempranas y antes del desarrollo de metástasis (extensión en otra parte del cuerpo). En ese sentido tiene gran importancia el diagnóstico que se hace a través de diferentes especialistas: gastroenterólogos, endocrinólogos, patólogos, oncólogos y cirujanos. “La clave para poder tener una mayor precisión y modificar la historia natural de la enfermedad es que las distintas especialidades participen en el conocimiento y en el tratamiento de la patología”, resaltó.

La terapia de estos tumores, refiere la página web de INCA, depende del tamaño, localización, expansión y estado general de salud de la persona afectada.  Puede variar desde la cirugía hasta terapias químicas, radionucleidas y hormonales. “En algunos casos la cirugía tiene un rol muy importante como en otros tumores sólidos, pero la verdad es que tenemos tratamientos médicos actuales que han aparecido en los últimos años con muy buenos resultados. Entre ellos el de los análogos de la somatostatina”, mencionó el doctor.

Aún hace falta conocer mucho más sobre este tipo de cáncer. En la actualidad se llevan adelante estudios para determinar su origen y los factores de riesgo que influyen en la patología.

BITÁCORA MÉDICA – Con información NDP Comstatrowland.com

 

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA