Home | Áreas de salud | ¿Sabías que una mala salud bucal puede convertirse en factor de riesgo asociado a otras dolencias generales?

¿Sabías que una mala salud bucal puede convertirse en factor de riesgo asociado a otras dolencias generales?

Las enfermedades bucales son uno de los desencadenantes importantes que pueden afectar a las enfermedades sistémicas. Las más destacables son las alteraciones cerebrovasculares y respiratorias, cardiovasculares, afecciones en el embarazo, diabetes e influencias en la salud general, ya que las bacterias procedentes de la boca pueden penetrar en el torrente sanguíneo y afectar a todo el organismo.

Las enfermedades periodontales son infecciones bacterianas que producen una inflamación de las encías y ocasionan daños en los tejidos de los dientes. Pueden provocarse por diversos factores, como la placa dental, el sarro, el biofilm microbiano o distintas prácticas que afecten a un buen funcionamiento bucodental. En estos procesos se producen gran cantidad de agentes inflamatorios que pueden afectar al sistema de tres formas: Infección metastásica o bacteriemia (las bacterias entran en el torrente sanguíneo  y se diseminan); daño metastásico (se producen endotoxinas y lipopolisacáridos letales para las células); inflamación metastásica (provocada por las reacciones antígeno-anticuerpo y la liberación de mediadores químicos).

salud-bucalRespecto a las enfermedades cardiovasculares, se entiende que las bacterias bucales pasan al torrente sanguíneo y se asientan en válvulas anómalas del corazón y tejidos que ya estaban dañados, causando su inflamación y provocando dolencias como endocarditis, infarto de miocardio, cardiopatías, trombosis, etc.

Por su parte, cuando existe un fallo en los mecanismos de defensa, se produce la relación entre la enfermedad periodontal y la respiratoria. Uno de los factores puede ser la aspiración de las bacterias del área orofaríngea (al final de la cavidad bucal) provenientes de las bolsas periodontales, que penetran y se extienden por el conducto respiratorio hasta llegar al pulmón. Algunas de las patologías más frecuentes son la bronquitis, la neumonía bacteriana o los abscesos pulmonares.

Las personas con una diabetes mal controlada también tienen más riesgo de sufrir una enfermedad periodontal, ya que la periodontitis aumenta el azúcar en sangre y acrecienta la cantidad de tiempo que el organismo debe trabajar con azúcar alta en la sangre. La diabetes también produce un espesamiento de los vasos sanguíneos, lo que puede debilitar la resistencia del tejido de la encía e infectarla.

Debido al gran número de dolencias que puede provocar una enfermedad periodontal, es recomendable acudir con frecuencia al dentista para poder realizar una revisión general de la salud bucal del paciente y establecer los métodos preventivos necesarios que eviten el desarrollo de una infección bucal.

Fuente: DM Medicina

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Venezuela Colombia USA
...