Home | Sin categoría | EL PERDÓN

EL PERDÓN

Perdonar es una acción noble que no todo el mundo es capaz de otorgar gallardamente. Requiere tener la capacidad de análisis para llevarlo a cabo serenamente y concluir sin exigir de la contraparte, una acción humillante.

Perdono, pero ello tiene un precio; no es la salida más idónea dentro del marco de nuestras relaciones con el prójimo. Dependiendo de lo que es necesario exonerar u olvidar, podemos establecer un grado o modalidad de perdón. Disculpar cuando se trata de una exoneración suave y también el equivalente a olvidar cuando la contraparte muchas veces ni siquiera se entera de que ha cometido algo impropio.

Se deja pasar y el tiempo se encarga de reparar lo que haga falta. No perdonar equivale en sus acepciones más severas a castigar o condenar y no es propio de una mentalidad serena dispuesta a dar la oportunidad de ofrecer una explicación racional de lo que ha acontecido. Por eso con frecuencia se escucha “Hay que saber perdonar” y ello es cierto, puede considerarse como una acción capaz de aprenderse. Nada más deseable que llevar la vida sin necesidad de tener que ser perdonado con demasiada frecuencia. Que sea considerada una condición excepcional a la que haya que recurrir cuanto menos, mejor. La excepción de lo anterior, y en lenguaje coloquial: En mi caso particular, no perdono dejar de hacer ejercicio diario en la piscina. Que remedio.

Acerca de BM

Blog de contenidos multimedia de comunicación médica y de salud.

Deje su comentario

Venezuela Colombia USA